Turégano, castillo y tierra de pinares

Ruta de Castillos: Turégano

Estamos en el segundo día de nuestra ruta de Castillos, por la mañana a primera hora paramos en Pedraza, y después continuamos hacia Túregano.

Turégano se encuentra en el centro de la provincia de Segovia, asentada sobre un antiguo castro arévaco, posteriormente romanizado.

Un gran bosque de pinares cubre la comarca natural, por eso es conocida como “Tierra de Pinares”.

El castro 

Dejamos el coche al lado del primitivo Castrum celtibérico. Todavía se pueden ver parte de las torres que fueron aprovechadas por los romanos. Fueron construidas posiblemente a finales del siglo X.

Tienen la planta cuadrada, y están hechas de cal y canto. En su parte inferior tenían un estrecho pasadizo conocido como “el paso de ronda” y estaban unidas entre sí por tapias.

Castro del castillo de turégano

Torres y murallas

Aun se pueden ver las torres del antiguo castro árabe. Permanecen en pie unidas a las murallas que rodean la fortaleza. Desde aquí los árabes podían vigilar y proteger la zona.

Castillo de Turégano

Castillo de Turégano

En el centro del castro se encuentra la fortaleza, muy singular por tener en su interior la iglesia de San Miguel. Hubo un primer castillo del que quedan restos, el cual fue reconstruido por el obispo Arias Dávila.

Algunos de los hechos históricos ocurridos en su interior importantes, fueron que Fernando el Católico, permaneció aquí unos días, de camino a Segovia. Además en 1585, estuvo preso el secretario del rey Felipe II.

Castillo salón turégano

En el siglo XIII, doña Urraca cedió estas tierras de Turégano al obispo de Segovia, y a finales de ese siglo se produjo la famosa batalla de Alarcos, donde los cristianos fueron derrotados, y eso llevó a construir una primera muralla alrededor de la iglesia en obras.

En el siglo XV, Juan Arias Dávila, decide levantar un castillo sobre la iglesia, justo en el lugar en que en otras fortalezas se sitúa el patio de armas.

Iglesia Castillo de Turégano

El horario del Castillo de Turégano es de miércoles a domingo, de 11:00 a 14:00 horas, y la tarde varía:

  • De noviembre a marzo; de 16:00 a 18:00
  • De abril a junio; de 16:30 a 19:30
  • De julio a agosto; de 17:00 a 20:00
  • En septiembre; de 16:30 a 19:30
  • En octubre; de 16:00 a 19:00

La entrada general son 2 euros.

Plaza de España o de los Cien Postes

Terminada nuestra visita del castillo, bajamos a la Plaza España. Antes de entrar veremos la escultura homenaje a los encierros de Turégano y el río Mulas, que atraviesa la villa. Antiguamente también abastecía a los diversos caños que hay en la localidad.

Este arroyo fluye por el pinar que alberga el Museo Forestal, emplazado en la denominada Casa del Ingeniero donde podremos aprender sobre los antiguos oficios forestales, como el del resinero.

Plaza de España Turégano

La plaza de España, se la conoce como ‘la plaza de los cien postes’. Tiene un claro estilo castellano con soportales, forjados de madera y columnas de piedra.

Durante las fiestas, que se celebran el primer fin de semanad de septiembre, se transforma en un coso taurino de forma cuadrada.

Después de hacer unas fotos por la plaza, aprovechamos para probar aquí la gastronomía local especializada en cordero o cochinillo.

Plaza de España portico

Iglesia de Santiago

Después de comer, continuamos nuestra visita hasta la plaza de Santiago. Aquí se encuentra la Iglesia de Santiago, templo de origen románico. Es la actual parroquia de Turégano, y la iglesia sin cura jeje. Es difícil verla abierta si no vais un domingo, pero tuvimos la suerte de llegar justo cuando iban a preparar la misa y nos dejó pasar (una señora mayor del pueblo abre, y prepara el cd para poner una misa grabada!)

El horario normal de la visita turística son los domingos de 11:00 a 14:00 y de 17:00 a 20:00.

Turégano

Merece la pena entrar y ver los retablos barrocos de gran valor histórico. La iglesia está estructurada en dos naves con una torre.

Turégano

Delante de la Iglesia esta el Pilón, construido en la época de Carlos III. Gracias a que aquí se cruzaban varios caminos, se empezó a celebrar la feria de ganado de San Andrés de Turégano. Por esa razón por todo el pueblo había pilones, donde pudieran beber agua los animales.

Otros edificios importantes

Destacamos la Casa de Miñano, residencia de los nobles más importantes de la villa, los Miñano, y el Palacio Episcopal, la residencia de los obispos de Segovia.

Ermita de Nuestra Señora de los Remedios

La Ermita de Nuestra Señora de los Remedios se encuentra a las afueras de Túregano. Llegaréis siguiendo las 14 cruces de piedra de la Vía Crucis del Humilladero.

Ruta de castillos por pueblos con encanto de Segovia

Si vais a Turégano el Viernes Santo, podréis disfrutar del pueblo iluminado únicamente con velas durante la Procesión del Silencio.

Hasta aquí nuestra visita por Turégano, pero continuaremos la ruta de Castillos por los preciosos pueblos segovianos.

¡Nos vemos en la siguiente parada!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.